Remedios Naturales para las Venas Varicosas

Venas Varicosas

La cirugía es una opción a considerar en casos graves, aunque pueden costar entre 600€ y 2000€ por pierna. La prevención es mucho más barata, y a la larga es mucho más ideal para tu salud cardiovascular. Si las venas varicosas no reciben tratamiento, potencialmente pueden romper la piel y convertirse en úlceras o llagas abiertas.

Abajo hay algunos remedios naturales para las venas varicosas:

  • Extracto de Castaño de Indias– Este remedio barato y natural es una manera comprobada y a corto plazo de contrarrestar el mal funcionamiento de las válvulas en sus venas.
  • Semilla de uva y extractos de corteza de pino – Ambos contienen flavonoides, los cuales son poderosos antioxidantes conocidos por reducir la inflamación y fortalecer la estructura del tejido de las paredes de los vasos sanguíneos.
  • Extracto de escoba de carnicero – Este arbusto de tipo perenne se utiliza para promover la salud del sistema circulatorio al mantener su sangre en movimiento, lo que reduce la acumulación y la inflamación. También contiene flavonoides.
  • Medias de compresión: hay muchas prescripciones para las cuales usted necesitaría consultar a un médico, pero hay opciones de venta libre desde 10€. Usar medias de compresión no hará que tus venas varicosas desaparezcan, pero reducirán síntomas como dolor, ardor, calambres, pesadez e hinchazón. Muchas personas experimentan estos síntomas durante períodos prolongados de inmovilización (por ejemplo, cuando viajan en viajes largos en coche o vuelos). Usar medias de compresión en estas ocasiones específicas es una gran manera de minimizar el riesgo de encontrar coágulos sanguíneos y empeorar las venas varicosas.

Consejos para reducir el riesgo de las venas varicosas

  • Consuma más fibra.
    (por ejemplo, espárragos, remolachas, granadas)
  • Comer taninos.
    (por ejemplo, bayas, calabaza, té negro, nueces)
  • Consuma alimentos con bioflavonoides.
    (por ejemplo, manzanas, cerezas, uvas, moras, albaricoques)
  • Comer bromelaína.
    (por ejemplo, piña, kiwi, higos, papaya)
  • Mantenerse hidratado

soluciones_naturales_varices

Ejercicios para las venas varicosas

Dependiendo de su estado físico, es posible que pueda hacer los ejercicios a continuación con facilidad. Empiece despacio si no está acostumbrado a hacer ejercicio (por ejemplo, diez repeticiones), tal como recomienda la biblioteca nacional de la salud. Aumente el número de repeticiones cuando pueda, o aumente la cantidad de tiempo (por ejemplo, pase de treinta segundos a un minuto).

  • Piernas de bicicleta – Acuéstate boca arriba, levanta las piernas en el aire y dóblalas en la rodilla como si estuviera formando una mesa. Pedalea las piernas como si estuvieras montando una bicicleta. Si lo deseas, puede alternar una pierna a la vez. Para hacer eso, mantén tu pierna ociosa completamente en el piso.
  • Levantamiento de pantorrillas – Párate derecho con los pies ligeramente separados. Levántate lentamente sobre las puntillas y luego bájate hacia abajo.
  • Levantamiento de Piernas – Siéntate en el piso o acuéstate boca arriba. Mantén las piernas rectas mientras levanta lentamente un pie a la vez. Con cada pierna en el aire, haga una pausa para dejar que la sangre corra por tu pierna. Lentamente, baja la pierna hasta el suelo y repite con la pierna opuesta.
  • Saltos laterales – Párate con las piernas separadas a la altura de la cadera. Cuando hagas una embestida lateral, recuerda siempre mantener la rodilla directamente sobre el tobillo. Pasa a un lado con tu pierna derecha y dobla tu rodilla derecha en un ángulo de 90 grados. La pierna izquierda debe estar ligeramente inclinada. Vuelve a tu posición inicial enderezando lentamente la pierna derecha y, finalmente, vuelva a poner la pierna en posición de cadera. Repita en el otro lado.
  • Caminar – Caminar es una gran manera de empezar a hacer ejercicio. Es una actividad de bajo impacto que mejora el flujo sanguíneo al estirar y fortalecer los músculos de la pantorrilla. Si no está haciendo mucha actividad en su rutina diaria, intente caminar de 20 a 30 minutos al día.
  • Bicicleta elíptica o estacionaria – Estas son otras maneras grandes y de bajo impacto para hacer ejercicio, que también fortalecen a tus pantorrillas y mejoran el flujo sanguíneo. También ejercen poco estrés en sus articulaciones y huesos.